El niño que descubrió que podía mover las cejas

FacebookTwitterWhatsAppLinkedInPinterest

Esa expresión tan socorrida de “nunca te acostarás sin saber una cosa más” es una realidad desde nuestra más tierna infancia; sí, sí, desde que somos niños aprendemos cosas que luego nos parecen tan típicas…

FacebookTwitterWhatsAppLinkedInPinterest

Esa expresión tan socorrida de “nunca te acostarás sin saber una cosa más” es una realidad desde nuestra más tierna infancia; sí, sí, desde que somos niños aprendemos cosas que luego nos parecen tan típicas y triviales que no las recordamos pero que, en realidad, son geniales, asombrosas y como bien dice una señora en APM?, “dignas de admirá”.

¿Desde cuándo no te sorprendes, por ejemplo, de tu capacidad de parpadear? Es una de esas cosas que si las piensas te dejan un poco lóquer… Y lóquer es cómo se quedó este niño al descubrir que podía levantar las cejas, porque es que, si lo piensas, es una habilidad sorprendente, ¿o no? :D

Suscríbete y no te pierdas nada


Recibe nuestra newsletter para estar al tanto de todo, todo y todo

Comenta por aquí

FacebookTwitterPinterestLinkedInWhatsApp

Cookies

Este blog emplea cookies de Google para prestar sus servicios y analizar el tráfico. Conocer más sobre la política de cookies.

ACEPTAR