8 tendencias en el diseño de marcas en 2015

FacebookTwitterWhatsAppLinkedInPinterest

Un buen arsenal de inspiración para la creación de marcas, es el libro que edita cada año Logo Lounge. Y otra cosa que también está muy bien es el artículo que sacan cada año sobre…

FacebookTwitterWhatsAppLinkedInPinterest

Libro de Logo Lounge

Un buen arsenal de inspiración para la creación de marcas, es el libro que edita cada año Logo Lounge. Y otra cosa que también está muy bien es el artículo que sacan cada año sobre las tendencias en el diseño de marcas. Son muchas las modas que aglutinan en su resumen, así que nosotros nos hemos centrado en 8, algunas tendencias que nos gustan y otras con las que nos parece que a veces se nos va de las manos y perdemos la perspectiva de lo que debería ser una marca.

Todas estas tendencias, tienen sus pros y sus contras. Así que eres tú, como diseñador, el que decide con qué te quedas y con qué no. También decides si no quedarte con nada porque, en cuanto a marcas se refiere, es mejor pasar de las tendencias y hacer desarrollos corporativas, si no eternos, si muy perdurables.

1. Formas sencillas, profundidad compleja

La forma icónica para la parte gráfica de una marca nunca pasará de moda, pero cada vez se trabaja más ese intento de darles un carácter tridimensional y de profundidad mediante degradados de color, eso sí, ahora con algo más de gusto, jugando con el mismo tono o análogos. En este tipo de marcas, lo importante es el componente gráfico que el diseñador intenta “levantar del papel”. Como sabemos, los degradados restan flexibilidad a la marca, y da problemas en los tamaños mínimos o en la implementación en ciertos soportes. Nunca hemos creído mucho en el degradado para una marca, esa es nuestra verdad.

Formas sencillas y profundidad compleja

2. Ilustración espontánea

Otra tendencia es la ilustración sencilla de un elemento (abundan los animales, siempre abundan los animales en las marcas), con trazo suelto y sin atender a las proporciones ni a la exactitud al reproducir la realidad. Al fin y al cabo son símbolos. Este tipo de ilustración, aporta frescura a la marca y no trae consigo demasiadas complicaciones. Algunos gremios (fotógrafos, planificadoras d bodas, …) están haciendo de este tipo de marcas su seña de identidad

Ejemplos de ilustración espontánea

3. Degradados de color en línea

Al contrario que en el primer caso, en este la clave es pasar de unos colores a otros dentro de una sola línea. Este estilo impide que la marca mantenga su solidez al usarla a una tinta y complica bastante su aplicación en entornos donde la marca no pueda implementarse con sus colores originales, generando una amalgama confusa de líneas. De nuevo el degrado dando problemas. Si la marca es una marca que sólo se va a reproducir en dispositivos luz, tiene sentido y hasta “rollito”.

Degradados de color en línea

4. Codificación

Emulando sistemas como el código Morse, nacen marcas “abstractas” como estas. El uso de las formas redondeadas las hacen agradables a la vista, y la elección de diferentes colores ayuda a categorizar servicios o áreas en los que la marca este presente, o sirve para representar de forma metafórica los valores de la misma. Un ejemplo es la aplicación de Assembly, la última de estas cuatro.

Líneas, puntos y codificación

5. Line-craft profuso

Es evidente que el “line-craft”, el “crest line” y, en definitiva, el dibujo de líneas, es un clásico que nunca pasa de moda en el desarrollo de marcas y por eso siempre aparece con diferentes nombres en los informes de tendencias en cuanto a la creación de marcas se refiere. Sin duda,  es una de las maneras de expresión gráfica más sólida y limpia. No obstante, lo que la gente de Logo Lounge ha observado, es que este año diseñadores y clientes se decantan por la línea fina y con muchos detalles para sus imágenes corporativas. Visualmente son logotipos muy estéticos pero, sin duda, la reducción de la marca se ve bastante limitada. En las marcas hay una máxima: “Simplificar es acertar”.

Line craft profuso

6. Rayos y centellas

Aumento por el gusto hacia los rayos, destellos y centellas que rodean o dan forma al elemento principal. Pueden aportar a la marca ese aire “vintage” que tanto se lleva ahora, pero hay casos dónde no tiene mucho sentido (sin conocer la justificación menos aún, claro está), como el de arriba a la derecha. El peligro de las líneas finas de los rayos es el mismo de siempre, la reducción de la marca. Quizás nosotros nos hayamos perdido algo y el tema del tamaño mínimo se lo pasen ahora por el forro, o se desarrollen simplificaciones y mutaciones de marcas para cada rango de tamaño, lo que se ha llamado de manera horrible: marca “responsive” (adaptable). Nosotros pensamos que las marcas de Saul Bass, eran adaptables en todos sus tamaños de reproducción.

Rayos y centellas

7. Tiras de papel (o lo que sea)

Romper o de/construir la marca mediante tiras; ya sean blancas, negras, de color o con degradados; ha sido otro recurso recurrente este año a la hora de crear marcas. Si el uso de ese elemento está justificado, la verdad es que resulta bastante atractivo. No obstante, en altas concentraciones (como la marca de Corte Corvo en el ejemplo de abajo a la izquierda) puede desdibujarse al llegar a proporciones más pequeñas. Eso y que, claro está, cuando todo el mundo usa el mismo recurso, tu marca no deja de ser una más.

Tiras de papel, o lo que sea

8. Low Poly: el “trixelado”

El diseño poligonal unido al gusto por el pixel, derivan en el llamado “trixelado”. Esto no es más que componer la imagen a base de triángulos de pequeño tamaño. Hay que tener cuidado con su uso, pues en ejemplos como el de la primera marca (arriba a la izquierda), no comporta demasiada complejidad; pero en otros casos más abstractos, complejos, con separaciones… La reducción del tamaño de la marca puede complicar la lectura, ya difícil de por sí.

Low Poly: el trixelado

Lo dicho, que a la gente le da por una cosa y hay muchos que repiten. ¿Qué es tendencia? ¿Qué funciona? ¿Qué gusta y queda resultón? Las respuestas siempre serán como los colores, variopintas. Pero recuerda siempre que las modas pasan, y que una buena marca, sustentada en una justificación razonada, es siempre una buena marca, siga la tendencia que siga.

vía @logolounge

Suscríbete y no te pierdas nada


Recibe nuestra newsletter para estar al tanto de todo, todo y todo

Comenta por aquí

FacebookTwitterPinterestLinkedInWhatsApp

Cookies

Este blog emplea cookies de Google para prestar sus servicios y analizar el tráfico. Conocer más sobre la política de cookies.

ACEPTAR